Para quienes no lograron unirse a la celebración, les compartimos el enlace de la grabación de la Eucaristía.  

“La salvación de las almas, hijita, es también mi ardiente deseo: por esto morí en una Cruz, por esto me quedé en la Eucaristía, por esto el Apostolado de la Cruz”[1].


[1] CC 5,132: 10 abril 1895.

RECORDANDO NUESTRA HISTORIA: APOSTOLADO DE LA CRUZ -125 AÑOS